Picos de Europa       

“Anuncio”

Tato, 30 años guiando en Picos de Europa

Fernando Ruiz “Tato” es guía de media montaña desde hace 29 años. Cántabro de nacimiento se afincó en el concejo asturiano de Onís donde regenta junto a su pareja el albergue La Casa de la Montaña.

 

Fernando Ruiz "Tato"

Fernando Ruiz “Tato”

 

Tantos años de experiencia en el sector y la colaboración con las administraciones y asociaciones de turismo activo le dan una visión mas cercana al “Dalai Lama” de los guías, y son muchos los que le llaman para pedir consejo aunque sus actividades no sean portada de ninguna revista.

Apasionado de la meteorología, en el jardín de su negocio ya hace mucho tiempo que instaló su propia estación para recoger datos propios del tiempo de Picos de Europa.

De verbo fácil, es sin duda uno de los guías de Picos mejor documentados en cuanto a informar sobre la historia y costumbres de montaña.

MM: Empiezo por el principio Tato, aunque poner límites territoriales en Picos de Europa es absurdo ¿qué fue lo que te ayudó a decidir abandonar tierras cántabras para instalarte en Avín?

R: En los años 80 el sector del turismo de montaña era muy incipiente, prácticamente inexistente y los escasos guías de montaña no teníamos formación reglada ( a la que solo pudimos acceder en los primeros años noventa) ni referencias, ni mercado. Así las cosas, la decisión de arrancarse tomó utilizando los Picos de Europa como polo de atracción. Hemos seguido un modelo de oferta integral con actividades y también alojamiento porque la escasa oferta hotelera de aquella época no nos encajaba en los programas que queríamos ofertar. Para ello, analizamos unas 26 ubicaciones entorno a Picos con casonas para rehabilitar entre el valle de Liebana y el concejo de Amieva antes de decidirnos por Onís, rehabilitando este viejo caserón que es el soporte y complemento a las actividades, la Casa de la Montaña ©.

 

 

Ruta con raquetas de nieve en Picos de Europa

Ruta con raquetas de nieve en Picos de Europa

 

MM: Y luego conociste a Marisa y ya no hay quien te saque de Onís.. ¿ves alguna ventaja o inconveniente que no sea un lugar tan masificado a la hora de trabajar?

R: Veo grandes ventajas aunque, por el contrario, los resultados de implantación hayan sido mucho más lentos. Los programas que llevamos a cabo son artesanales, gran parte son solicitados a demanda y ello me ha permitido combinar los programas de receptivo para extranjeros en temporada baja, junto con la demanda nacional mucho más concentrada en la temporada alta.

Como segmento turístico que somos, he visto pasar la explosión y decadencia de muchos buenos promotores de turismo y montaña, por lo que la apuesta ha de ser muy bien planificada. Curiosamente, en mi caso, trabajo más en temporada baja, de Febrero a Junio y en el otoño, que en el verano, donde me concentro en programas que giran entorno a la Casa de la Montaña con familias y salidas de día de montaña y turismo

MM: Has pasado por la Asociación de Turismo Activo de Asturias y por la de Incatur pero siempre comentas que hace falta una mayor colaboración entre empresas del sector.. ¿cómo se puede mejorar para dar una mejor atención al cliente que demanda actividades de montaña?

R: Como quiero atenerme a la sobriedad de esta entrevista, primero la respuesta: Me rindo, no-lo-sé. Y soy crítico con las debilidades el sector y conmigo mismo. Como consecuencia de la falta de hábito de trabajar en red, he visto como se perdían enormes oportunidades de trabajo en su momento en sectores tales como el Outdoor Training, en los incentivos de empresa, en el receptivo especializado y en muchas oportunidades económicas más, porque falla un concepto básico en el sector: el asociacionismo empresarial. Si se analiza la oferta, hay muchísimas pequeñas iniciativas, muchas unipersolales o microempresas, que no pueden llegar a mercados, segmentos o tipos de clientela directamente.

Ya, a principios de los 90, proponíamos establecer vínculos con la oferta de alojamiento reglada de turismo rural que estaba empezando, con salidas de montaña garantizadas y con la colaboración promocional entre varias empresas y agentes no expresamente turísticos que ahora ofrecen visitas, pero antes ni se lo imaginaban: fracasó por falta de interés; también, al mismo tiempo, proyectamos hacer una actividad diferente a las netamente recreativas en actividades como el descenso del Sella y canyoning para colectivos escolares y experienciales donde, con estas propuestas, los alumnos podrían obtener aquellos créditos de síntesis en su carga lectiva y poder integrar las actividades en el curriculum escolar, pero… ni hubo, ni hay respuesta.

El desarrollo del sector viene de donde viene, surgió de forma explosiva y me temo que la visión de temporada de verano y nada más que el verano sigue pesando muchísimo. Destiné un tiempo al asociacionismo con el resultado ya conocido y me retiré para que las nuevas generaciones buscaran su propio camino asociativo, pero no acabamos de despegar en esta asignatura pendiente. Es increíble que nuestro sector, con una experiencia y solvencia contrastada, dependa principalmente de la meteorología con la cantidad de recursos de que disponemos.

En el año 2000 realicé un estudio de mercado del sector en Finlandia y aquello sí que son temporadas bajas, pero trabajan con más uniformidad que aquí. Tampoco somos capaces de llegar a organizar eventos de referencia, de imagen del sector, por falta de hábito y trayectoria asociativa, por lo que el gremio adolece de experiencias en organizar acciones promocionales a prescriptores de turismo, a nuevos segmentos de clientela y a promocionarse en nuevos mercados. Se considera al sector de turismo activo principalmente como alquilador de canoas, caballos, quads, etc, y no es solo así. Por poner un ejemplo muy reciente, durante tres años he acudido altruisticamente con el Principado de Asturias al Salón des Nouvelles Randonnées en Paris, específicamente de senderismo y hemos tenido que dejar de ir porque no hay programas para presentar, porque no se ha mostrado interés en este segmento de senderistas franceses, ¡ Es increíble¡.

A ver si se anima alguien que busque apoyos, ilusione a un equipo y movilice a los nuevos emprendedores . Es necesario trabajar juntos en la promoción, comercialización, formación y representación del sector. No queda otra.

 

Actividad con familias de La Casa de la Montaña

Actividad con familias de La Casa de la Montaña

 

MM: Viendo la cantidad de problemas que hay con el Parque Nacional y que parecen no contentar a nadie en los últimos tiempos, ¿se podría trasladar esta colaboración a las administraciones? ¿O crees que es mejor que la gestión vuelva a manos del Estado?

R: La gestión del espacio ha de ser cercana y con participación local. Los empresarios intentamos en su momento participar en los órganos consultivos, pero la participación estaba sujeta a normas que no permitían cambios en los órganos existentes, en la que no teníamos espacio. La nueva Ley 30/2014 de Parques Nacionales amplía nuevas figuras de representación además del Patronato pero, sinceramente, no sé si será posible cambiar formas y modos de comunicar y participar en un corto espacio de tiempo.

La atomización de la gestión en el Parque y el conflicto no interesa a nadie, pero seguimos con una imagen mediocre de uno de los motores económicos de la comarca. Mientras, la pérdida de población, el abandono del medio y de la cultura rural y paisaje continúan. Creo que hay que retomar urgentemente vías de comunicación y participación en el Parque, ya que el tiempo obra en nuestra contra. Paisaje sin paisanaje no tiene futuro en este espacio humanizado.

MM: ¿Cuales son las actividades que más demandan tus clientes?

R: Trabajo en bastantes segmentos de la montaña, en función de las temporadas. En Febrero empiezo los programas de raquetas, continúo con el receptivo de senderismo de cuatro segmentos distintos de clientela ( lingüístico, Formación Profesional, familias y adultos ) de origen francés, principalmente y más recientemente también en ingles a lo largo de todo el año. Se complementala faena con los programas a demanda para agencias de aventura y de receptivo/incoming, periodistas, bloggers, etc. Luego continúo con los programas de familias en Agosto y de senderismo de Nordic Walking / Marcha Nórdica en primavera y otoño, como actividad de un turismo de salud que crece cada día. Tenemos competencias en siete actividades de turismo activo y digamos que se puede llegar a estar entretenido en este sector.

 

Con una productora de TV en Picos

Con una productora de TV en Picos

 

MM: En invierno y primavera garantizas las salidas con raquetas. ¿Cómo lo haces?

R: Saliendo incluso con un solo cliente. Al evaluar cada campaña, al final de la estación, la actividad siempre ha sido viable. Desde 1991 he trazado diversas estrategias, por ejemplo mediante salidas de calendario, por destinos, por temáticas, etc y, para la forma artesanal de guiar como la mía, esta forma de salidas garantizadas es la más eficaz. Ahora la comunicación es muy cercana y accesible con Internet.

MM: Háblanos de la Fundación EduQual con la que colaboráis..

R: A lo largo de nuestro devenir profesional y en distintos viajes, conocimos de primera mano la abnegada labor y los graves problemas por los que pasó Vicky Sherpa / Victoria Subirana y sus colegios allí, en Nepal, donde bajo las montañas hay mucha pobreza y un injusto sistema de castas. También colaboramos con varias ONG, s porque hemos conocido de primera mano su trabajo: Oxfam en Oxford (Reino Unido); Perualde del País Vasco que opera en Perú y la SEMAM ( Sociedad Española de Medicina y Socorro en Montaña) ya desde su fundación en Zaragoza en 1987, que trabaja en prevención, medicina y seguridad en montaña.

Forma parte del compromiso social que tiene la Casa de la Montaña que creo todos hemos de tener, en la medida de nuestras posibilidades para devolver parte de los beneficios a los más desfavorecidos y a la investigación de los deportes de montaña. Esto, que queda bonito decirlo, es un compromiso ineludible después de ver la pobreza que hay, por citar el caso de Eduqual, en Nepal. Como muchos de vuestros lectores, tenemos amigos en Nepal que nos informan del drama permanente que sufren los más pobres.

MM: A pesar de trabajar tanto siempre tenéis tiempo para escaparos de vacaciones a desconectar.. ¿Cómo imaginas la jubilación?

R: En primer lugar, estando una semana en cada valle de Picos de Europa, pateando todo lo que el trabajo no te deja hacer, esquiando más y huyendo de la oficina. Hay un par de trekkings que me están esperando en Asia y USA. Imaginar ese plan está chupado. Pero habrá que esperar un poco todavía…

MM: Seguro que ya estás planeando el año que viene.. ¿Cómo vais a celebrar los 30 años en La Casa de la Montaña?

R: Buena pregunta. El XXV Aniversario compartí mi experiencia a lo largo de todo el año con actividades gratuitas cada mes para todos aquellos que quisieron participar, presentando la figura del guía de montaña a aquellos que lo desconocían. Ya estoy dándole vueltas a algunos eventos el año que viene, que tendrán un formato de story-telling, como se dice ahora.

Mientras llega el aniversario, os agradezco vuestro interés, aunque prefiero seguir mantener un perfil bajo, me gusta lo pequeño, por razones obvias. Nos vemos en la montaña.

 

Fernando Ruiz "Tato"

Fernando Ruiz “Tato”

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *